El éxito de Lady Gaga

Hace unos días una persona me decía que, por su imagen estrafalaria nunca le había prestado atención a Lady Gaga. Sin embargo, recién la había escuchado y visto por televisión y descubrió la potencia de su voz, su presencia escénica y comprendió el porqué de su éxito.

En efecto, Lady Gaga no solo es una cantante, compositora, productora, bailarina, activista, diseñadora de modas, filántropa. Más allá de su extravagancia es considerada una de las personas más influyentes del mundo. Las ventas de su música superan los 30 millones de discos y 140 millones de sencillos.

Con más de 64 millones de seguidores en Twitter, pero sobre todo con un gran poder personal, Lady Gaga es una fuente de inspiración y su éxito no está en duda.

De esa conversación me quedo con tres cosas:

1. La importancia de permitirnos descubrir lo mejor de cada persona o situación. Habrá algo o mucho que nos puedan enseñar y estemos dispuestos a aprender.

2. Ser una Lady Gaga: usar nuestros talentos a la máxima potencia y ser una pop star en nuestro hogar, en el trabajo, en nuestra empresa, pero sobre ser la  protagonista de nuestra vida. Empecemos por identificar nuestros talentos ¿Qué es lo más te gusta hacer? ¿En qué eres buena? El éxito no solo está en los escenarios.

3. Disfrutar de lo que somos y hacemos: mujeres malabaristas, mamá, amiga, hermana, hija, esposa, aprendiz, empresaria, comunicadora. Esa es la clave para proyectar una gran presencia, y en donde nos paremos ser como una Lady Gaga, innovadoras, influyentes, inspiradoras, creadoras de tendencias.

Tu éxito no está en duda. A escena!